Cerrar

Renta 2019: Todo lo que necesitas saber sobre el certificado de retenciones

Espacio tributario

Próximos al inicio de la campaña de la renta de 2019, conviene ir recopilando toda la información necesaria para su elaboración y que no se nos olvide nada.

Aunque en la mayoría de los casos el contribuyente dispone de los datos fiscales o borrador facilitados por la AEAT, debemos asegurarnos que la información que aparece en los mismos es correcta con el fin de evitar sorpresas posteriores.

Como trabajadores, uno de los documentos a tener en cuenta es el certificado de retenciones de IRPF que nos debe facilitar la empresa y en el que se incluye todos los rendimientos obtenidos durante el ejercicio fiscal, así como las retenciones practicadas, gastos de seguridad social, atrasos, etc.

Es obligatorio que la empresa nos lo entregue

…pero ¿es obligatorio que la empresa nos entregue el certificado de retenciones e ingresos a cuenta del IRPF?

Pues sí, el retenedor u obligado a ingresar a cuenta, es decir la empresa, deberá expedir en favor del contribuyente (trabajador) una certificación acreditativa de las retenciones practicadas o de los ingresos a cuenta efectuados, así como de los restantes datos referentes al contribuyente, que deben incluirse en la declaración anual del IRPF.

Por norma general, la información que contienen los certificados de retenciones debe coincidir con la información que aparecen en los datos fiscales. En caso existir diferencias, deberá declararse en la renta los datos correctos, pero teniendo en cuenta que la Administración puede requerir justificación documental sobre ello.

Recordemos que el cálculo de retenciones del IRPF depende, además de los ingresos del trabajador, de su situación personal. Por lo tanto, cualquier cambio en dicha situación personal, tal como discapacidad, nacimiento de hijos, etc., deberá ser comunicado por el trabajador a la empresa a través del modelo 145 (comunicación de datos al pagador), para que la empresa aplique la retención del IRPF correctamente.

En el caso de que un empleado ya no esté trabajando en la empresa, esta deberá entregarle igualmente, el certificado de retenciones y entregas a cuenta del IRPF correspondiente al ejercicio fiscal en el que estuvo trabajando en la misma.

El certificado de retenciones de IRPF, deberá entregarse al trabajador con anterioridad a la apertura del plazo de la declaración de la renta, deberá ser original y estar firmado y sellado por la empresa.

Si aún no lo tienes, tu empresa aún está a tiempo de entregarlo

No cumplir con la obligación de entrega del certificado de retenciones de IRPF, supone una infracción leve. La sanción será una multa pecuniaria fija de 150 euros.

Es posible que a estas alturas ya dispongamos del certificado de retenciones de IRPF e ingresos a cuenta, para hacer nuestra declaración de la renta, pero en caso de no tenerlo todavía, la empresa aún está a tiempo de entregarlo.

Si tienes dudas para hacer tu renta, no corras riesgos innecesarios y ponte en manos de un profesional, acude a tu gestor administrativo.

Busca el logo , Garantía profesional.

©Todos los derechos reservados. Los contenidos de esta web son propiedad exclusiva de SIGA 98, S.A. Queda prohibida cualquier reproducción total o parcial.