Cerrar

Sobre los excesos de adjudicación a uno de los cónyuges en la liquidación de la sociedad de gananciales

Civil

Como carta de presentación de la entrada de hoy, tenemos un convenio regulador de divorcio de mutuo acuerdo en el que se liquida la sociedad de gananciales, “por mitad”, pero a uno de los cónyuges se le otorga un exceso inevitable, por la naturaleza de los bienes, que resulta compensado económicamente al otro cónyuge. Todo ello por acuerdo de las partes, conforme a su interés y beneficio al respecto de los bienes gananciales pertenecientes a ambos, pero

¿Tributa el exceso de adjudicación? Y si es así, ¿cómo lo hace?

Todo apunta a que se trata de un caso del artículo 1062 del Código Civil que establece que “cuando una cosa sea indivisible o desmerezca mucho por su división, podrá adjudicarse a uno, a calidad de abonar a los otros el exceso en dinero”.

 El exceso de adjudicación a uno de los cónyuges causa la compensación al otro, que debería tributar en el ITP y AJD, por resultar oneroso.

Asimismo, en respuesta a las cuestiones planteadas de forma conjunta, el artículo 45.I B).3 del Real Decreto 1/1993, de 24 de septiembre, por el que se aprueba el Texto refundido de la Ley del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados dispone que están exentas de tributación:

“Las aportaciones de bienes y derechos verificados por los cónyuges a la sociedad conyugal, las adjudicaciones que a su favor y en pago de las mismas se verifiquen a su disolución y las transmisiones que por tal causa se hagan a los cónyuges en pago de su haber de gananciales”.

Ahora bien, si en la disolución de la sociedad de gananciales se adjudica a uno de los cónyuges, bienes por valor superior a su cuota de participación en la misma al adjudicatario beneficiario del exceso, estaría adquiriendo “algo” que no tenía anteriormente por lo que este exceso deberá tramitar como transmisión en función de que exista o no compensación al otro cónyuge.

Si no la hay (compensación), tendrá carácter lucrativo y tributa en el impuesto de donaciones, por el contrario, si hay compensación, será onerosa y, a priori, tributa en el ITP y AJD.

La excepción que confirma la regla

A tenor de lo anterior, el exceso de adjudicación a uno de los cónyuges causa la compensación al otro, que debería tributar en el ITP y AJD, por resultar oneroso. Pero no siempre que existe una compensación onerosa se produce su tributación por la modalidad de transmisiones patrimoniales onerosas del ITP y AJD, pues el artículo 7.2.b) del Texto Refundido declara no sujetos los excesos que resulten “inevitables”, entre los que se incluye el artículo 1062 del Código Civil.

En los casos que sean varios los bienes que compongan la sociedad de gananciales, habrá que atender al conjunto de todos ellos para determinar la indivisibilidad, ya que, aunque cada uno individualmente pueda calificarse de indivisible, el conjunto de todos si puede ser susceptible de división.

En el caso objeto de análisis, se entiende que el reparto no era posible realizarlo de otra manera para igualar los valores de lo adquirido de la sociedad, correspondientes con la participación de cada uno en la misma (50 %).

De ser posible una adjudicación distinta de los bienes entre los excónyuges, que evite el exceso o lo minore, deberá entenderse que existe una transmisión de la propiedad de un cónyuge a otro, que determinaría la sujeción al impuesto.

En conclusión y en cumplimiento de lo analizado en consulta vinculante de la DGT (Dirección General de Tributos) de 3 de abril de 2017, se trata de una transmisión de bienes con un exceso de adjudicación, cuya compensación se realiza en metálico al otro cónyuge. Por lo anterior, la transmisión quedaría exenta de tributación por ITP y AJD, pero el cónyuge que recibe la compensación económica tendrá que declararlo en el IRPF como incremento patrimonial.

No te quedes con ninguna duda: consulta con tu gestor administrativo.

Busca el logo , Garantía profesional.

©Todos los derechos reservados. Los contenidos de esta web son propiedad exclusiva de SIGA 98, S.A. Queda prohibida cualquier reproducción total o parcial.